En RESTAURA TU CASA te mostramos un baño pequeño moderno.

Uno de los lugares donde suele recortarse más el espacio en casas pequeñas es el baño. Decorar baños pequeños tiene sus inconvenientes, pero no tiene por qué estar preocupado con conseguir un espacio ordenado, limpio y delicado.

En baños pequeños tendremos muy poco espacio para movernos, así que RESTAURA TU CASA te da las pautas para conseguir que tu  pequeño baño  luzca como la mejor de las estancias de la casa:

  • Cuida la distribución de tu pequeño espacio:Este es el primer punto a tener en cuenta, probablemente el punto más importante. Si un baño pequeño está mal distribuido, apaga y vámonos. Tendremos que hacer malabarismos para lavarnos las manos sin darnos con la mampara o saltar por el retrete para llegar a la ducha. En nuestro apartado de distribución de espacios tienes algunas ideas para distribuir baños estrechos y alargados o anchos y cortos (los más comunes)

  • Elige el mobiliario adecuado:Intenta escoger muebles lavabo suspendidos (dan más sensación de espacio) así como espejos-armario que ocultan almacenaje por detrás (te será más cómodo acceder a tus cosas a la altura de los ojos que tener que agacharte debajo del lavabo) y opta por los tonos claros, neutros y lisos en el mueble del lavabo, sin molduras, junquillos o ribetes en las puertas). Cotillea catálogos para detectar muebles lavabo específicos para baños pequeños.

 

  • Sanitarios y Griferia: Opta por una ducha en lugar de la bañera (preferentemente con mampara transparente con perfiles mínimos y recta en lugar de curva, que son poco prácticas). Usa grifos empotrados, tanto en lavabos como en duchas. Siempre que tu baño lo permita, emplea inodoros suspendidos, que aligeran el espacio. Y por supuesto, elimina el bidé si no lo usas con frecuencia, ocupa un espacio muy valioso para tan poco uso. Ah, y si tienes ocasión, pon sólo una pieza de lavabo (sin mueble debajo), siempre que puedas guardar las cosas en otro lado, claro. Puedes colocarlo sobre una balda o incluso optar por una pieza entera que haga de lavabo-encimera o un lavabo cilíndrico hasta el suelo (la unificación de materiales crea sensación de amplitud). Y si no te cabe, pon un lavabito de esquina, que también los hay.


  • Cuidado con los techos: No los pongas demasiado altos. En espacios pequeños un techo alto tiende a crear un efecto tubo que lo hace más pequeño. Si tu techo tiene 3 metros y tu baño es pequeño, bájalo a unos 2,4m y conseguirás un efecto más cuadrado.

  • Crea foco en los revestimientos : Pon el mismo azulejo en paredes y suelo y conseguirás ampliar visualmente tu baño. Puedes usar azulejo de grandes dimensiones o en lamas alargadas, pero en ocasiones utilizar azulejo muy pequeño (tipo gresite) en todo el baño también crea un efecto espectacular. En cualquier caso aprovecha sus posibilidades y opta por azulejo creativo o papel pintado si se trata de un aseo de cortesía. También te recomendamos que uses pintura especial para baños (excepto en la ducha) pues le da una apariencia limpia y homogénea y conseguirás que te parezca más grande (además de evitar que con el tiempo se te ensucien las juntas del azulejo)

  • Aprovecha cada rincon

  • Juega con el espacio visual

  • Elige bien el estilo